La Junta de Andalucía lanza HCM, la nueva app creada por NTT DATA para medir la huella de carbono de sus municipios

  • PROYECTOS

CO2

La Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul de la Junta de Andalucía ha presentado la herramienta de cálculo de Huella de Carbono Municipal (HCM), una nueva aplicación para acceder a los datos sobre las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel municipal.

Recomendados:
La licitación pública en España: de enero a septiembre '22 Nuevo informe 


Transformación digital de la Sanidad. Innovación y fondos europeos Leer 


¿Por qué es tan complicado optimizar los costes IT? Estudio 

La herramienta ha sido desarrollada por la consultora NTT DATA. Con HCM, la Junta pone a disposición de responsables municipales y de la ciudadanía en general una aplicación que permite obtener un diagnóstico inicial de la huella de carbono, siendo un punto de partida para elaborar un plan de acción climática a escala municipal.

Esta nueva aplicación va más allá de una actualización de la ya presentada en 2009, ya que se ha renovado completamente potenciando nuevas funcionalidades y capacidades. La propia solución ofrece inventarios homogéneos de emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) en cada territorio concreto, aplicando las mismas fuentes de datos y metodologías de cálculo para todos los municipios andaluces, lo que asegura la coherencia intermunicipal.

Con HCM la Comunidad de Andalucía da un paso al frente y marca el camino a seguir a la hora de ofrecer a sus municipios aplicaciones avanzadas que permitan reducir la huella de carbono, avanzando en el cumplimiento de las obligaciones de la Ley 8/2018, de 18 de octubre, de medidas frente al cambio climático y para la transición hacia un nuevo modelo energético.

La nueva app pone a disposición de técnicos medioambientales y ciudadanía en general un amplio abanico de posibilidades para analizar de forma sencilla e intuitiva la información, como un cuadro de mando, informes parametrizados o herramientas de análisis ad-hoc, entre otras. Además, los técnicos medioambientales son totalmente autónomos en el proceso de carga y publicación de nuevas series históricas, al igual que los representantes municipales en la validación de los datos de su municipio, paso previo obligado antes de la publicación final. Al tratarse de inventarios que se actualizan anualmente, los municipios pueden llevar a cabo un seguimiento de la evolución temporal de sus emisiones.

En concreto, la nueva aplicación permite estimar emisiones de dióxido de carbono, metano y óxido nitroso (expresados en términos de CO2 equivalente) procedentes tanto del consumo eléctrico como del de combustibles fósiles en instalaciones fijas, transporte, gestión de residuos, tratamiento de aguas residuales, agricultura, ganadería y emisiones de gases fluorados. HCM también permite estimar la capacidad de absorción de CO2 de cada municipio según las actividades relacionadas con usos del suelo de carácter forestal y agrícola contempladas en el Protocolo de Kioto, firmado en febrero de 2005.

El consejero de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, Ramón Fernández-Pacheco, ha destacado la disponibilidad y facilidad de uso de esta aplicación que va a permitir a los ayuntamientos conocer su propia realidad y adoptar las acciones oportunas para corregir aquellas actuaciones que más negativamente afectan al medio ambiente. Esta herramienta de cálculo de huella de carbono municipal no solo mide emisiones de gases invernadero y las generadas por la energía eléctrica consumida, sino que también estima la capacidad de absorción de carbono de cada municipio, lo que la convierte en un instrumento muy útil de cara a planificar acciones.

“Seguimos participando en el avance tecnológico de la región como un socio preferente en Andalucía”, afirma José Ángel Pérez, director de NTT DATA en Andalucía. “Impulsar con la Junta un modelo de medición que permitirá a los municipios ser más conscientes en cuestiones medioambientales para abordarlas de manera eficiente demuestra el interés de la propia administración por desarrollar tecnología que ayude a construir un futuro más sostenible”, añade Pérez.