Un Atlas de Asistencia Sanitaria para Cantabria

  • PROYECTOS

Atlas Sanidad Cantabria

Se trata del primer mapa de resultados en salud de la población cántabra. Gracias a él, se podrá medir con precisión la información de los ciudadanos, tanto por género como por nivel socioeconómico. El consejero de Sanidad de la región, Miguel Rodríguez, aseguró que los datos "son y serán cada vez más importantes" para crear tratamientos novedosos desde la Inteligencia Artificial.

Recomendados: 

Estudio sobre digitalización de la Administración Leer

Fondos europeos: sistema de gestión y control de los fondos del Plan de Recuperación y Resiliencia Leer

Atlas de Asistencia Sanitaria de Cantabria es el nombre del primer mapa de resultados en salud de la población cántabra. Una herramienta capaz de medir los datos de promoción y cribados, la cronicidad y la prestación farmacéutica, presentados tanto por género como por nivel socioeconómico y Zona Básica de Salud (ZBS).

Precisamente ha sido el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, el encargado de presentar "esta detallada radiografía" del estado de salud de la población, que ya está disponible en la página web del Servicio Cántabro de Salud (SCS).

En su puesta de largo oficial, que ha tenido lugar en el Palacio de Festivales de Cantabria, ha participado también uno de sus artífices y especialista en Salud Pública, Enrique Bernal, responsable del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud (IACS), que ha colaborado con la Dirección General de Transformación Digital y Relaciones con los Usuarios en su puesta en marcha.

Según el consejero, este nuevo recurso aprovecha la multitud de datos que existen en el ámbito sanitario para mejorar la transparencia y la información al ciudadano, uno de los objetivos prioritarios de la Consejería de Sanidad durante esta legislatura. En este caso, los datos se centran en el estado de salud de la población, facilitando cifras de algunas de las patologías crónicas más prevalentes con una estratificación por zonas, sexo y edad, y niveles socioeconómicos.

En definitiva, ha explicado Miguel Rodríguez, es un instrumento de gran ayuda para que tanto la Consejería como el SCS impulsen acciones de mejora "más ajustadas" a la situación concreta de cada zona de Cantabria y segmento poblacional. Además, en este mismo sentido, es una herramienta de "vital importancia" para que las administraciones públicas tengan información provechosa y de indudable interés a la hora de valorar e implementar políticas y proyectos pertinentes en el ámbito de la salud.

Y todo ello ha sido posible gracias a la intensa labor de digitalización desarrollada en los últimos años con la extensión de la historia clínica electrónica y los sistemas de codificación y registro de la actividad, "un gran generador de datos", que mide la actividad asistencial y, también, los resultados en salud.

Tal y como ha recordado Miguel Rodríguez, todos estos datos han sido cruciales en la gestión de la pandemia, tanto en la toma de decisiones como en la mejora en la asignación y la administración de recursos, siempre escasos para la "inmensa labor de la atención sanitaria" durante la crisis sanitaria.

Una escasez que pone aún más de relieve su necesidad, pues "son y serán cada vez más importantes" para ayudar a los propios profesionales, priorizar y organizar mejor su trabajo. También para que, en un futuro ya no tan lejano, un análisis automatizado de los mismos pueda favorecer los diagnósticos y la selección de tratamientos gracias a la Inteligencia Artificial.

TAGS eSalud, Sanidad