España se suma al lanzamiento del Proyecto Importante de Interés Común Europeo (IPCEI) de Salud

  • TECNOLOGÍAS

Reyes Maroto_paris

Reyes Maroto, ministra de Industria, Comercio y Turismo, suscribió en París el manifiesto a favor de un proyecto que mejorará la investigación y el desarrollo de las capacidades industriales sanitarias en Europa. "Nuestra prioridad es invertir en el desarrollo, digitalización y modernización de la capacidad industrial, y facilitar la orientación de las cadenas de producción hacia la innovación", aseguró.

Recomendados: 

Transformando el acceso a los cuidados sanitarios Leer

Soluciones libres y de código abierto para los servicios públicos europeos Leer

Fondos europeos: sistema de gestión y control de los fondos del Plan de Recuperación y Resiliencia Leer

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, asistió ayer en París a una Conferencia ministerial sobre industria sanitaria organizada por la presidencia francesa del Consejo de la Unión Europea (UE), donde confirmó que España participará en el Proyecto Importante de Interés Común Europeo (IPCEI) de Salud, en el que participan un total de 14 países actualmente.

“La crisis de la covid-19 ha revelado la fragilidad de las cadenas de valor globales y la necesidad de reforzar nuestra autonomía estratégica en sectores claves como la Salud. En este contexto, el IPCEI de Salud en el que España participará va a permitir reforzar la resistencia y la autonomía estratégica de la UE en materia de sanidad. Un proyecto que contribuirá a dotarnos de una estrategia coordinada a escala de la UE y estimulará la innovación y el acceso a la asistencia sanitaria de la población”, explicó Reyes Maroto.

En su intervención, la titular de Industria destacó que “para el Gobierno de España, la Salud es una prioridad en nuestra agenda de recuperación y hemos presentado un proyecto estratégico para la recuperación y transformación económica (PERTE) que movilizará una inversión del sector público y privado de 1.469 millones de euros en el periodo 2021 y 2023. Nuestra prioridad es invertir en el desarrollo, digitalización y modernización de la capacidad industrial, y facilitar la orientación de las cadenas de producción hacia la innovación diagnóstica, terapéutica y rehabilitadora de alto valor añadido para personas y administraciones, ampliando nuestra autonomía industrial”.

Durante la conferencia de ministros se ha firmado un Manifiesto de apoyo al IPCEI de Salud donde se recoge la ambición de este plan. Según el documento firmado, el proyecto se centrará en tres objetivos principales:

1.- Proporcionará una importante contribución a la Unión Europea de la Salud, a la Nueva Estrategia Industrial para Europa y su actualización, y a sus respectivos objetivos.

2.- Contribuirá al primer despliegue de procesos de producción industriales innovadores y sostenibles, que serían imposibles sin la ayuda europea.

3.- Fomentará servicios de vanguardia, de calidad y accesibles.

El IPCEI se plasmaría en dos olas. La primera cubriría tres segmentos de mercado, como las tecnologías y los procesos de producción innovadores y sostenibles para medicamentos; el apoyo a la I+D+i, para abordar resistencias antimicrobianas y enfermedades raras; y el desarrollo de terapias celulares y génicas. La segunda ola, según el manifiesto, abordaría la salud digital, el MedTech y los dispositivos médicos.

El IPCEI de Salud se suma a otros tres en los que España ya participa: el de microprocesadores, el de baterías y el de hidrógeno renovable, cuyo objetivo es desarrollar una cadena de valor en la descarbonización de la sociedad, actuando en sectores tan relevantes como la movilidad, residencial e industrial.

El IPCEI de microprocesadores tiene como objetivo reforzar la industria electrónica europea, centrándose en el ecosistema de diseño, las capacidades de la cadena de suministro y el primer despliegue industrial de las tecnologías de semiconductores avanzados, incluida la ampliación hacia tecnologías de proceso de vanguardia para los chips de los procesadores.

El IPCEI de baterías, mientras, abarca toda la cadena de valor, desde la extracción de las materas primas, el diseño y la fabricación de las celdas de baterías, hasta el reciclado y la eliminación en una economía circular, poniendo especial atención en la sostenibilidad.

TAGS eSalud