La UE voló a Israel para abrir una investigación sobre el uso del spyware Pegasus

  • TECNOLOGÍAS

UE pegasus

Los eurodiputados, de todos los grupos políticos, se reunieron con representantes del Gobierno, la Knesset, expertos y la sociedad civil, así como con el fabricante del programa espía Pegasus, NSO Group, para debatir los abusos de las herramientas de vigilancia mercenaria y su impacto en la democracia, el Estado de Derecho y los derechos fundamentales en la UE.

Recomendados

En busca del Gobierno Abierto Especial 

El reto de implantar una e-administración en el Ayto. Benalmádena Ver

Estrategias Data-Driven en la Administración Pública Leer

Entre el 18 y el 20 de julio, una delegación de eurodiputados de la Comisión de Investigación sobre Pegasus y otros programas espía visitó Israel para debatir sobre los programas espía con personalidades del sector, partes interesadas y expertos. El grupo lo conformaron 9 miembros de la Comisión de Investigación del Parlamento Europeo sobre el uso de éste y otros programas espía de vigilancia equivalentes (PEGA).

La delegación estaba encabezada por el presidente de la comisión, Jeroen LENAERS (PPE, Países Bajos), quien dijo tras la visita: "Ha sido una visita interesante y fructífera. Aunque Pegasus no es el único foco de atención de nuestro Comité, era importante estar aquí para reunir más información y conocimientos a través de nuestros intercambios con un grupo diverso de interlocutores. Es demasiado pronto para sacar conclusiones, pero esta visita ha subrayado sin duda la necesidad de realizar esfuerzos adicionales a nivel europeo para evitar el abuso de esta tecnología en el futuro. Muchas cuestiones siguen abiertas y deben investigarse más a fondo".

Sophie in 't Veld (Renew, Países Bajos), ponente de PEGA, declaró tras la visita que "NSO Group no es el único vendedor, pero sin duda es uno de los más importantes. Ha vendido programas espía a catorce gobiernos de la UE, utilizando licencias de exportación expedidas por el gobierno israelí. Esta visita nos ha proporcionado nuevos conocimientos, incluso sobre la ineficacia de las salvaguardias contra los abusos, y ha reforzado nuestra convicción de que la UE necesita una regulación mucho más estricta de la venta, la compra y el uso de estos programas espía."

Los eurodiputados, de todos los grupos políticos, se reunieron con representantes del Gobierno, la Knesset, expertos y la sociedad civil, así como con el fabricante del programa espía Pegasus, NSO Group, para debatir los abusos de las herramientas de vigilancia mercenaria y su impacto en la democracia, el Estado de Derecho y los derechos fundamentales en la UE.

La delegación estubo compuesta por: Jeroen Lenaers (Presidente, PPE, Países Bajos), Sophia in 't Veld (ponente del PEGA, Renew, Países Bajos), Juan Ignacio Zoido Álvarez (PPE, España), Hannes Heide (S&D, Austria), Dragos Tudorache (Renew, Rumanía), Diana Riba i Giner (Verdes/EFA, España), Lars Patrick Berg (ECR, Alemania) Gilles Lebreton (ID, Francia) y Anne-Sophie Pelletier (La Izquierda, Francia).

Antecedentes
Tras el presunto uso del programa espía de vigilancia Pegasus contra periodistas, políticos, funcionarios de las fuerzas del orden, diplomáticos, abogados, empresarios, actores de la sociedad civil y otros ciudadanos, el Parlamento Europeo decidió en marzo crear una nueva comisión de investigación para investigar el uso de éste y otros spywares, y si su uso ha infringido la legislación de la UE y los derechos fundamentales. Se espera que la comisión presente un informe final tras 12 meses de trabajo y haga recomendaciones sobre cómo hacer frente a las amenazas a los principales valores democráticos y derechos civiles. La comisión tiene previsto visitar Polonia y Hungría en el segundo semestre de 2022 y posiblemente otros países en 2023.