La Unión Europea adopta una estrategia de coordinación para las administraciones públicas

  • NORMATIVAS

Administracio´n pu´blica europea

La Declaración de Estrasburgo subraya los valores comunes y los desafíos de las Administraciones Públicas Europeas, e incide sobre la necesidad de un apoyo general al código abierto y la interoperabilidad dentro del sector público.

Los pasados días 16 y 17 de marzo, los 27 ministros de la UE encargados de la administración, transformación y función públicas, junto con el comisario europeo de Presupuesto y Administración, Johannes Hahn, así como la comisaria europea de Cohesión y Reformas, Elisa Ferreira, se reunieron en el Instituto Nacional de Servicio Público.
 
El evento tuvo como objetivo discutir los desafíos y oportunidades comunes para las administraciones públicas europeas, como la transformación digital, la transparencia y la apertura de las administraciones, las nuevas organizaciones laborales y la movilidad europea de los funcionarios.
 
A pesar de que la cooperación administrativa es competencia exclusiva de los Estados miembros, la crisis de la COVID-19 ha puesto de manifiesto la necesidad de una cooperación más amplia en toda la Unión Europea. Como resultado principal de la reunión, los ministros adoptaron la Declaración de Estrasburgo sobre los valores comunes y los desafíos de las Administraciones Públicas Europeas, que establece la estrategia de coordinación entre los Estados miembros en las áreas políticas mencionadas. En particular, los desafíos que trajo la pandemia llevaron a los 27 ministros a enfocarse en tres áreas políticas principales:
 
Servicios civiles atractivos, modernos e innovadores que prediquen con el ejemplo.
Servicios públicos transparentes y resilientes que satisfagan las expectativas de los usuarios.
Servicios públicos digitales inclusivos y de alta calidad que respeten los valores europeos.
 
En el contexto de la tercera área, el código abierto encuentra su lugar como uno de los medios cruciales a seguir para la prestación de servicios públicos digitales en línea con los valores y leyes de la UE. En concreto, los Estados miembros acordaron fomentar el uso de software de código abierto en las administraciones públicas y su compartición mediante:
 
El reconocimiento del importante papel que juegan las soluciones seguras de código abierto en la transformación de las administraciones públicas, que permiten agrupar inversiones entre múltiples organizaciones, ofrecen transparencia e interoperabilidad por defecto y garantizan el control de las tecnologías utilizadas así como una mayor independencia tecnológica.
La promoción del intercambio de soluciones de código abierto creadas o utilizadas por las administraciones dentro de la Unión Europea, lo que en última instancia da como resultado una mayor colaboración entre las administraciones públicas.
El avance en una redistribución justa del valor creado por las soluciones de fuente abierta, especialmente para aquellos que producen y comparten código.
 
Dentro de la misma área política, la interoperabilidad se considera como otro tema crucial de la Declaración de Estrasburgo. En particular, los ministros señalan la necesidad de fomentar la interoperabilidad en todos los niveles como una herramienta clave, tanto para impulsar el despliegue de soluciones de identidad digital y billeteras fáciles de usar en el ámbito de la revisión de eIDAS como para facilitar el intercambio de herramientas digitales y datos entre las administraciones de los Estados miembros y las administraciones europeas. Con respecto a esto último, los Estados miembros acordaron fortalecer la interoperabilidad mediante:
 
El apoyo a iniciativas destinadas a fortalecer el conocimiento mutuo entre las administraciones europeas de sus proyectos y herramientas digitales.
La promoción del trabajo conjunto de la red del Jefe de Información Oficial  - Chief Information Officers -  ("CIO Network") de los Estados miembros para reforzar el intercambio de conocimientos sobre desafíos, soluciones y métodos digitales entre las administraciones europeas.
El trabajo por una mayor puesta en común y distribución de las inversiones digitales entre las administraciones europeas para beneficiarse de servicios digitales transfronterizos compartidos y de alta calidad.
La aceleración del intercambio de información y datos prioritarios entre administraciones a nivel europeo, nacional, regional y local, cuando corresponda, para acelerar la simplificación administrativa y la proactividad desde una mejor interoperabilidad y la implementación del principio de una sola vez.
El esfuerzo hacia un uso mejor y seguro de los datos del sector público mediante el desarrollo de espacios de datos públicos consolidados o interoperables a nivel europeo a través de la definición de estándares de datos comunes.