La Autoridad Portuaria de Baleares apuesta por una solución de ciberdefensa basada en Inteligencia Artificial a través de Altia

  • TECNOLOGÍAS

Puerto Baleares

La Autoridad Portuaria de Baleares ha confiado en la compañía digital Altia la implantación de una solución de ciberseguridad basada en Inteligencia Artificial (IA) para sus cinco puertos. La ciberseguridad basada en IA de Darktrace permite detectar, investigar y responder ante amenazas en tiempo real sin interferir en las operaciones ni el rendimiento de la red.

Recomendados:

La licitación pública en España: de enero a septiembre '22 Nuevo informe 
 

Transformación digital de la Sanidad. Innovación y fondos europeos Leer 

¿Por qué es tan complicado optimizar los costes IT? Estudio 

Dada la cada vez mayor proliferación de ciberataques, la entidad balear decidió potenciar la seguridad de sus cinco puertos de Palma, Alcudia, Maó, Eivissa y La Savina con la propuesta de Altia. Para ello, y en su condición de Partner Platinum, Altia ha puesto en marcha la solución de ciberdefensa de Darktrace que puede detectar amenazas antes de que causen daños, incluyendo ataques nunca antes vistos y amenazas internas.

La inteligencia artificial de la solución implantada comprende y aprende respecto a la forma de ser de cada usuario y dispositivo en normales circunstancias, y emplea este conocimiento para detectar comportamientos inusuales y bloquear un ataque antes de que éste se extienda a la organización.

Detección, Respuesta e Investigación

La solución de la Autoridad Portuaria de Baleares dispone de tres módulos específicos para la Detección, la Respuesta ante amenazas y la Investigación avanzada, que lo convierten en un sistema de protección de máxima fiabilidad. El primero de ellos, Darktrace DETECTTM, aprovecha la inteligencia artificial escalable y su autoaprendizaje para comprender el ADN digital de una organización y descubrir ciberamenazas ocultas en una etapa temprana.

La solución abarca toda la infraestructura de red gestionada y cuenta con escalabilidad basada en inteligencia artificial (IA) con un autoaprendizaje continuo. Gracias a los Patrones de Vida, la solución propuesta cuenta con la capacidad de detección, alerta y respuesta autónoma en tiempo real.

El segundo de los módulos, Darktrace RESPONDTM, lleva a cabo acciones rápidas y focalizadas para interrumpir los ataques de forma precisa, incluso permitiendo bloquear amenazas desconocidas.

El tercer y último módulo, que se encarga de llevar a cabo una Investigación avanzada, combina la experiencia e intuición de los analistas humanos con la velocidad y la escala de la Inteligencia Artificial, reduciendo el tiempo de clasificación de las amenazas en un 92%.

“La ciberdelincuencia se ha convertido, en los últimos años, en uno de los mayores problemas a los que cualquier organización tiene que hacer frente”, afirma Belén Ferreiro, Cibersecurity Business Manager de Altia. “Por ello es indispensable contar no sólo con las mejores soluciones posibles que puedan hacer frente a los ciberataques; también lo es contar con un equipo que ofrezca las máximas garantías”.

“Cada vez son más las organizaciones que necesitan disponer de un sistema de protección ante las ciberamenazas lo más avanzado posible, como la Autoridad Portuaria de Baleares”, indica por su parte Óscar Muñoz, gerente de cuentas de Altia. “En este escenario, nuestra alianza con Darktrace y sus soluciones de ciberseguridad nos permite ofrecer las máximas garantías para afrontar uno de los mayores problemas a los que, hoy en día, se enfrentan prácticamente todas las empresas de cualquier parte del mundo”.

"El sistema de autoaprendizaje de inteligencia artificial para la ciberseguridad de Darktrace es completamente único. Para una empresa con infraestructuras críticas, como la Autoridad Portuaria de Baleares, contar con una ciberseguridad ágil y altamente sensible es esencial para proteger su compleja red de TI y OT", afirma José Badía, Country Manager para España y Portugal de Darktrace. "Darktrace sigue innovando en ciberseguridad para combatir las amenazas actuales que todos estamos viendo. Más de 7.000 organizaciones en todo el mundo ya utilizan Darktrace para protegerse de las amenazas en la nube, el correo electrónico, el IoT, las redes y los sistemas industriales."